Cómo un orgasmo puede evitar el contagio del COVID

Cómo un orgasmo puede evitar el contagio del COVID

La sexualidad es algo muy amplio y personal. Cada uno la entiende y vive de una manera diferente. Se trata de todo un proceso de descubrimiento mediante pruebas íntimas diversas. La parte más importante es el placer sexual. 

Los efectos del sexo sobre el cuerpo humano son muy numerosos. Unos más sencillos y visibles que otros. Puede resultar muy beneficioso si se practica bien. Esto quiere decir, que se cuente con la información suficiente para poder protegerse. Cosa que las escorts de Buenos Aires saben muy bien, ya que se trata de su sustento.

Pero incluso hay consecuencias dentro del cuerpo que ni siquiera los científicos han descubierto. Y es que se realizan continuos estudios para comprobar y ver todas las sustancias químicas y hormonas liberadas durante estas relaciones y cómo afectan a cada persona. 

Siempre se ha dicho que el sexo es muy beneficioso porque libera las hormonas del placer (dopamina) y la felicidad (serotonina), ayuda a liberar el estrés, reducir la ansiedad, supone una actividad física y aumenta la autoestima. Pero también que ayuda a disminuir la probabilidad de padecer una serie de enfermedades. 

covid  y orgasmo

¿Por qué? ¿Cómo afecta al sistema inmunológico?

De forma previa y durante las relaciones sexuales, entran en contacto numerosos fluidos y partes muy sensibles del cuerpo. Zonas por donde se produce la principal entrada de virus e infecciones al cuerpo humano. Aunque sean bacterias naturales de la zona como de los genitales o bucales, continúan suponiendo un cierto peligro para la otra persona. 

Por ello es altamente recomendable utilizar protección, ya sea una relación íntima con tu pareja o con una de las escorts de Valencia. Algún sistema anticonceptivo o de barrera como pueden ser los condones, por ejemplo. Formas que ayudan a disfrutar, reduciendo las preocupaciones de posibles embarazos no deseados o contagios de enfermedades de transmisión sexual. 

Pero esto no es lo único, gozar de tener orgasmos de forma regular puede favorecer el sistema inmune. Y es que existen varios tipos de anticuerpos, que son los encargados de proteger contra bacterias y virus. Uno de los principales, es la inmunoglobulina A (IgA) presente en los humanos, sobre todo en las zonas más sensibles y de contacto del interior del cuerpo con el medio ambiente. Por ejemplo en las zonas mucosas, saliva (boca y nariz), además de la zona gastrointestinal y en los genitales. Principales entradas de patógenos e infecciones.

¿Por qué los orgasmos estimulan la creación de inmunoglobulina A?

Se trata sencillamente de una respuesta natural del cuerpo humano. Esto es debido al intercambio de fluidos y la cantidad de virus y bacterias que intervienen en las relaciones sexuales. Son zonas muy sensibles a toda clase de infecciones y es el resultado interno para autoprotegerse. 

Es la clave ya que este tipo de placer hace que trabaje el sistema inmunológico y lo fortalece para una mejor respuesta general o específica a algún virus concreto. 

Muchos estudios han demostrado tras una serie de análisis y pruebas a personas que, tras tener sexo, el nivel de este tipo de anticuerpos y la concentración de Inmunoglobulina A (IgA) eran más elevados. Por lo que está claramente relacionado. Pero ¿cualquier tipo de práctica sexual sirve? Las secreciones químicas y hormonales son muy similares en cualquier caso. Incluso con la masturbación en estos días especiales donde es más que recomendable el distanciamiento social.

A pesar de todo, es importante recordar que mantener una cantidad de IgA adecuada no asegura ser cien por cien inmune a toda clase de enfermedades o infecciones pero sí supone una gran ayuda. En el caso actual, de pandemia del COVID-19, reforzar las defensas naturales del cuerpo es bueno. Según publicaciones de la Unión Europea, no es una ETS, pero el coito puede favorecer los contagios. 

covid inmunoglobulina

Por ello se recomienda reducir los encuentros sociales y físicos, con seres queridos o profesionales como las putas de Ciudad de México, en la mayoría de países. Con la pareja, las personas con las que se convive de normal, juguetes eróticos o con uno mismo, son las mejores formas de tener sexo actualmente. 

Las personas necesitan relacionarse y disfrutar de las diferentes prácticas sexuales. La intimidad que se produce, el autoconocimiento, descubrir qué es lo que más gusta y qué no… Pero sobre todo el desahogo que produce tras estar veinticuatro horas escuchando por todas partes noticias de las estadísticas y medidas del Coronavirus. 

Cientos son las oportunidades que existen, a pesar de los días de cuarentena, confinamiento y pandemia. Incluso el número de personas que visitan webs con contenido pornográfico ha aumentado en todo el mundo. Ya no solo por aburrimiento o tener demasiado tiempo libre.

Por ello, con un poco de imaginación, internet, lo que se pueda tener por casa y las propias manos, se puede disfrutar de grandes placeres. Por lo que sin necesidad de renunciar al sexo, de la misma manera, sin saberlo ni ser conscientes, se fortalece el sistema inmunitario. Hoy en día, es preciso, más que nunca, continuar haciéndolo pero siendo conscientes y cuidándose. 

 

Fdo.: Deborah Salas

admin